fbpx

BRUXISMO

No rechines más los dientes! La solución más rápida con toxina botulínica

El bruxismo se conoce más comúnmente por el hábito de rechinar y apretar los dientes de forma inconsciente y no funcional, afectando muy negativamente a la calidad de vida de quien lo padece.

No sufras más!

La aplicación de toxina botulínica tipo A en los músculos masticadores ha demostrado ser una excelente herramienta para combatir las alteraciones del bruxismo.

La toxina botulínica es un potente relajante muscular local que actúa por un amplio período de tiempo, entre 6 y 9 meses, relajando los músculos masticadores afectados.

Tips

La aplicación es sencilla, se realiza en 10 minutos y se debe realizar un control a los 14 días.